Skip to content

Rumbo al Sur: entrevista El Progreso, por Susana López

diciembre 15, 2015

Hoy aparece en el periódico El Progreso la entrevista que me realiza Susana López en relación a mi novela Rumbo al Sur, publicada por ATTK Editores. Dicen que el periodismo está en crisis, pero no será por falta de buenos profesionales.

Aquí os dejo una transcripción de la entrevista:

Publica su segunda novela, Rumbo al Sur. ¿Cuál es el argumento?
Rumbo al Sur es una historia sobre los paraísos perdidos que no se pueden recuperar, el idealismo de la juventud perdida y el fin de la inocencia. Trata sobre la soledad, el miedo y la desesperación. Sobre la posibilidad de redimirnos y de reconciliarnos con la vida, y también sobre la esperanza, las segundas oportunidades y los puentes que unen a personas que eran islas.

Una historia ambientada en A Mariña, sobre todo en Burela, Santiago y Las Palmas, tres de sus lugares vitales, por nacimiento, formación y residencia. Una cercanía que no se daba en su primera novela, Ceballos Urquijo, ambientada en Madrid y Palencia. ¿Por qué este cambio? ¿Ha resultado más fácil en esta ocasión? ¿Tiene mucho de autobiográfica?
En esta ocasión quise que la trama se desarrollase en esos tres contextos geográficos en los que he vivido. Quería reducir el trabajo de documentación y centrarme en el acto de escribir. Quería aumentar el grado de verosimilitud y realismo que se alcanza en mayor medida cuando escribes sobre aquello que conoces. Más allá del tiempo y del espacio, la novela tiene poco de autobiográfico. Aunque me ha servido para sublimar ciertas melancolías.

¿Diría que ha cambiado mucho la comarca desde su infancia y adolescencia? ¿Qué recuerdos tiene de esa época?

A Mariña ha progresado mucho desde que yo era pequeño, sobre todo en infraestructuras. Para empezar, nací en Lugo porque el Hospital Comarcal da Costa aún no existía.
Guardo unos recuerdos felices de aquellos años. Mis amigos y los profesores del colegio de Galdín. Los trayectos en autobús al instituto de Burela por la carretera vieja y el hambre con que llegábamos al mediodía. El tiempo compartido en familia. Los veranos en la playa de O Torno, jugar al fútbol en la calle y hacer cabañas en el bosque. Y todo lo que se descubre y se vive por primera vez en la adolescencia.

Un título que evoca el viaje que usted hizo hace años desde San Cibrao a Gran Canaria por motivos laborales. ¿Le gustaría hacerlo a la inversa y volver a trabajar en Galicia?
Llevo nueve años en Canarias. En ese tiempo, he conocido aquí a mi mujer y ha nacido mi hija. Mi plaza fija en la sanidad pública me permitiría volver a mi tierra a través de un concurso de traslados. Pero volver es más una fantasía que una posibilidad que contemplemos. En estas islas estoy muy bien. El clima, la gente… Echo muchas cosas de menos de Galicia, por eso disfruto tanto cuando vuelvo en las vacaciones de verano y en Navidad.

Supongo que tiene amigos y conoce a otra mucha gente de su edad que se ha visto obligada a marcharse para trabajar. ¿Qué estamos haciendo mal en este país para no dejar de exportar talentos? ¿Cree que habrá marcha atrás?
Así es. Los gallegos conocemos bien el fenómeno de la emigración por nuestros abuelos. Aquí en Canarias, Galicia es la comunidad autónoma que más emigrantes aporta. Está en nuestras manos que haya marcha atrás. En una semana tenemos unas elecciones generales en las que el voto que emitamos será decisivo al respecto.

¿Le gustaría ser más reconocido en su tierra? Lo digo porque su primera novela funcionó muy bien tanto en público como en crítica y no le han llamado para dar el pregón (risas). ¿Resulta tan difícil ser profeta en su tierra?
Estoy satisfecho con la acogida que tuvo mi primera novela en mi tierra. Fue entrañable encontrarme a los vecinos y hablar de mis personajes como si fueran personas reales del pueblo.
Hay muchas personas que se merecen dar un pregón más que yo. Espero que no me lo pidan porque me pondrían en un aprieto. No sabría muy bien qué decir y me daría mucha vergüenza.

¿Dónde y cuándo se va a presentar el libro? ¿Tiene previsto hacerlo en A Mariña?
El libro salió a la venta el siete de diciembre. Se puede descargar en formato kindle a través de la web de Amazon. La editorial tiene programado diferentes actos promocionales en Canarias. En A Mariña no tenemos nada cerrado, aunque sí algunas propuestas.

Sé que escribir es para usted una necesidad, pero no sé hasta qué punto lo es debido a su trabajo como psicólogo clínico. ¿Meterse en la piel de otros es una buena manera de evadirse de la realidad?
Escribir es una necesidad y un placer inmenso. La literatura me permite experimentar vidas infinitas y supone una evasión. Pero también implica conocerte y cambiar como ser humano. Ese proceso se hace extensible a la sociedad en que uno vive.

Aunque escribe por placer. ¿Tiene alguna manía? ¿Es de los que se impone escribir todos los días, en silencio, en el mismo sitio, a la misma hora…?
Escribir una novela requiere de cierta disciplina. Mis momentos preferidos para escribir son las mañanas, con música y café. Aunque algunas noches, con música y una copa de vino, también han sido muy productivas.
Desde el nacimiento de mi hija han cambiado mis rutinas como escritor. En estos últimos dos años he escrito un volumen de relatos que saldrá publicado la próxima primavera. Escribir cuentos no requiere la continuidad que sí es necesaria en la novela. De broma, comento que con un segundo hijo tendría que pasarme de los relatos a los micro-relatos y con un tercero a los aforismos, para volver a la novela en la jubilación.

Esta segunda obra se publica solo en formato digital, a diferencia de la primera que lo estaba únicamente en papel. ¿Gusto o necesidad?
En los años transcurridos desde la publicación de mi primera novela ha cambiado el mercado editorial y mis hábitos como lector. Cada vez leo más en formato digital y me atraen mucho las ventajas de la edición electrónica, sobre todo la accesibilidad. Desde cualquier lugar del planeta con conexión a Internet y un aparato que lo permita, transcurre solo un momento desde que quieres leer un libro hasta que lo estás haciendo.
Rumbo al Sur se publica en ATTK, una editorial especializada en el sector digital. Me contagió la ilusión de la editora, Guadalupe Martín, y me gustaron los pilares sobre los que se asienta este proyecto. El catálogo de obras publicada por ATTK ha sido de gran calidad. Me siento orgulloso de formar parte de una editorial que ha publicado novelas de escritores a los que admiro, como Santiago Gil o José Luis Correa, y de otros que he descubierto con placer, como Roberto Cabrera, Rafael-José Díaz o Teresa Iturriaga.
Otra apuesta por la calidad de ATTK Editores ha sido contar para el diseño de las portadas con los cuadros del pintor grancanario Augusto Vives.

El libro electrónico se va imponiendo, aunque lo hace despacio en nuestro país. ¿Cuáles son las principales ventajas y desventajas del e-book a su juicio? [El aumentar el tamaño de la letra es imprescindible para los que hemos tenido que renunciar al libro de bolsillo]
Yo creo que no hay una disyuntiva entre la edición en papel y la digital, sino una complementariedad. El libro electrónico tiene muchas ventajas, además de esa accesibilidad e inmediatez de la que hablábamos. Se ahorra espacio y se talan menos árboles. Es más barato y muy práctico. Te permite salir de casa o viajar con decenas de libros en un espacio reducido y leer en cualquier momento y lugar. Como tú señalas, es una gran ventaja para las personas con problemas de visión o presbicia (yo ya empiezo…).

Las descargas ilegales, por las que no se paga canon al autor, es una de las principales reclamaciones de muchos creadores, no solo literarios. ¿Tiene la percepción de que en España no tenemos conciencia de que la cultura no puede ni debe ser gratuita?
En España estamos mal acostumbrados a no pagar por consumir cultura. Para que la cultura sobreviva es necesario remunerar el esfuerzo de quien la produce. De todas formas, el éxito que ha tenido Spotify con la música o el que tendrá Netflix con el cine y las series de televisión demuestra que los usuarios estamos dispuestos a pagar cuando se nos ofrece esa posibilidad a un precio razonable.

¿Aboga por una regulación, con multas a los que la incumplan, o es de lo que piensa que en internet todo es de todos?
Yo creo que Internet no es el problema sino la solución. Las editoriales tradiciones no han apostado con convicción por el formato digital por miedo al pirateo. Si el precio de un libro electrónico es de veinte euros mientras la edición impresa vale veinticuatro, es inevitable que se produzca una descarga ilegal. Esa es otra de las cuestiones que creo que la editorial ATTK ha entendido de forma correcta, al situar el precio de sus libros en torno a cuatro euros.

Anuncios
Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: