Saltar al contenido

El Rey pálido

agosto 29, 2020

   K desconocía que el verdadero heroísmo consiste en aceptar el aburrimiento de forma estoica. Columpiar a su hijo en el parque y los atascos de tráfico. Revisar los formularios GS-9 en su cubículo de la Agencia hasta las cinco y acompañar a su mujer al centro comercial. Su mejor momento transcurría entre la tercera y la cuarta cerveza mientras miraba los partidos de su equipo de fútbol. Nunca llegó a escuchar aquel secreto de la brisa del amanecer del que habló el poeta, nunca escuchó en su oído ese susurro de que no se volviera a dormir.

Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: